¿Merece la pena comprar un gama alta?

El precio medio de la tecnología móvil está cada vez más alto. Lo hemos podido ver con terminales como el iPhone X o el Samsung Galaxy Note 8, y parece ser la tendencia a seguir en el año entrante. No obstante, las diferencias técnicas entre las distintas gamas no resultan ser directamente proporcionales a las diferencias entre precios. Es por ello que estos tienden a bajar al cabo de unos meses, como ya vimos en el artículo que escribimos hace algunas semanas. En esta ocasión trataremos sobre la cuestión de si merece la pena comprar un smartphone de gama alta en pleno 2017.


La Revista de Pro Android – Número 8 (noviembre 2017)


Y es que la gama media actual parece haber acortado distancias con la gama alta de tal forma que las diferencias entre especificaciones son inapreciables, en tanto que resulta inevitable preguntarse si la compra de un teléfono de alta gama merece la pena.

Comprar un smartphone de gama alta, ¿buena o mala idea?

Hace algunos años resultaría ridícula la idea de comprar un teléfono móvil por un precio superior a los 600 euros. De un tiempo a esta parte, y debido al impulso de marcas como Apple o Samsung, el precio medio de la tecnología móvil se ha incrementado sobremanera.

En contraposición a esto, fabricantes como Xiaomi, Motorola, BQ, OnePlus y Nokia han impulsado sus gamas más económicas implementando características propias de la gama alta, por no mencionar el soporte en software de la mayoría de sus terminales. Buen ejemplo de ello son los lectores de huellas dactilares o la tan aclamada doble cámara, que hasta hace algunos meses eran features exclusivas de smartphones de alta gama. Este hecho, sumado a la rápida bajada de los precios anteriormente mencionada, desvirtúa la diferenciación entre gamas que existen actualmente.

nokia 8 trasera

Por otra parte, el limite de innovación en aspectos como la potencia de los procesadores o la calidad de las pantallas ha provocado que la disposición de la mayoría de smartphones del mercado se iguale, ocasionando una equidistancia en las diferentes calidades de los terminales. Así pues, los criterios a la hora de elegir un smartphone se limitan a elementos tales como la cámara, el diseño o la conectividad, siendo otros aspectos como la batería o el almacenamiento superiores en gamas más bajas.

En definitva…

Todo este conjunto de condicionantes hacen que adquirir un smartphone de gama alta a un precio sobradamente alto no resulte ser una buena idea en pleno 2017. A fin de cuentas, podremos disfrutar de características similares por un precio significativamente más bajo en cuestión de meses,  ya sea trasladándonos a gamas inferiores o adquiriendo el mismo terminal por un menor valor pasado un tiempo.


Xiaomi desembarca en España, ¿qué significa su llegada a Europa?


 

Juan Carlos Broncano

Redactor en Pro Android | Tecnófilo, empecé en el mundo de la tecnología con mi antiguo Nokia 5800 y mi Acer Aspire 5732Z; desde entonces no he dejado de cacharrear con todo tipo de tecnología. Enamorado de mi Meizu M2 y mis guitarras.

26/11/2017 21:00