20161103_175743

Hace un par de semanas recibimos uno de los teléfonos de gama media de LG, el LG X Power. Este dispositivo entra dentro de la nueva gama X, la cual se diferencia entre modelos por una característica principal, además de por el nombre y alguna que otra especificación. Tenemos la doble cámara en el LG X Cam o la pantalla secundaria en el X Screen. Esta vez le ha tocado someterse a nuestras pruebas al LG X Power que presume de batería frente a sus hermano y prácticamente frente a toda la gama media.

En las primeras impresiones le pudimos dar un breve repaso a su diseño, pero ahora nos toca ver todos los puntos de este este terminal, tanto los que nos han gustado, como los que mejoraríamos de cara a una futura actualización el año que viene. Sin más, vamos a ver que nos ha parecido el nuevo LG X Power en cada uno de sus apartados.

Diseño, uno de los puntos más flojos

En la gama media cada vez es más importante optar por un buen diseño, con unas líneas que nos recuerden en algún momento a la gama alta. LG no ha conseguido esto con su nuevo X Power y aunque el terminal cuenta con diseño aceptable, se nos puede hacer algo aburrido cuando lo tenemos en la mano varios días seguidos.

20161103_125817

Contamos con plástico en toda la superficie trasera y lateral, algo que cada vez vemos menos en la gama media. Nos hubiera gustado ver un marco de aluminio, con algo más de gracia, pero no ha podido ser esta vez. Aún así, contamos con un diseño normal, que no destaca, pero que es cómodo a la mano y cuenta con un peso muy reducido, algo que nos gusta.

Pantalla, brillo bajo pero calidad suficiente

Este LG X Power cuenta con una pantalla de 5,3 pulgada en HD. Puede parecer que es un tamaño algo grande para una resolución así, y aunque nos hubiera gustado más ver un panel de 5 o 5,1 pulgadas, la resolución HD nos deja maravillas a la hora de hablar de la autonomía. Contamos con un panel bastante aceptable, el cual se mueve perfectamente y responde muy bien. Cierto es, que contaremos con un brillo algo bajo, lo que nos hará dudar de si es el mejor smartphone para estar en la calle, bajo el sol.

Sus colores son bastante buenos, y aunque sea un panel de gama media, cuenta con buen contraste. Tenemos un dispositivo en la misma gama que presume de pantalla, pero LG no ha dejado a este X Power sin armas en este aspecto. Además, su tamaño de 5,3 pulgadas es perfecto para los que no quieren 5 pulgadas por ser excesivamente pequeño o 5,5 por demasiado grande. Sin duda LG ha hecho bien el trabajo en este apartado, y por el precio al que podemos encontrar el terminal, no podemos pedir más.

Rendimiento, bastante más de lo que esperábamos

Cuando nos enfrentamos por primera vez a este LG X Power, lo primero en lo que nos fijamos es en el procesador. Cuenta con un MediaTek MT6735. Podemos decir abiertamente que no es la mejor opción para un dispositivo que se vende en la gama media, pero nos ha dejado bastante sorprendidos. La memoria RAM cuenta con un módulo de 2 GB.

20161103_175709

Este conjunto nos permitirá jugar, ver películas, abrir varias aplicaciones a la vez y muchas más cosas que no pensábamos poder hacer con este dispositivo. La prueba más interesante que hemos hecho es la de correr el nuevo Asphalt Extreme y aunque no podemos ver los mismos gráficos que en un gama alta, el dispositivo lo ha ejecutado sin problemas. Nuestro día a día con el smartphone ha sido bueno, y aunque no le podemos pedir la misma fluidez que a un gama alta, nos ha dejado una buena experiencia. Sin duda alguna, es un termianl que recomendamos para todos los usuarios que necesiten hacer uso de redes sociales, jugar, o mover aplicaciones pesadas. Eso sí, sin pedirle varios procesos fuertes a la vez, ya que se puede resentir.

Cámaras, justo lo que esperábamos

Aunque la cámara de este dispositivo cuente con 13 megapíxeles, desde el principio nos dimos cuenta que no era la cámara para un usuario adicto a la fotografía. Estamos delante de un sensor normal, sin alardes, el cual funciona medianamente bien en condiciones de buena luz. Cuando bajamos el nivel de las condiciones empezamos a ver grano y una calidad que no es demasiado buena. Es algo normal, ya que en la misma gama contamos con un dispositivo que presume de esta característica, el cual es mucho más aconsejable si queremos una buena calidad fotográfica.

En la cámara delantera nos pasa lo mismo, pero multiplicado por 2. Su calidad no es buena y contaremos con mucho grano en las fotos tomadas con ella. Esto nos ocurre en exteriores con buena luz, pero si queremos hacer uso de ella en interiores, tendremos una mala experiencia.

La aplicación de cámara tampoco es un alarde de modos ni funciones, lo que nos deja claro que no tendremos un dispositivo enfocado a este apartado. En la siguiente galería podéis ver algunas fotografías que hemos podido tomar en el tiempo de análisis.

LG X Power

Multimedia y autonomía, lo mejor de este dispositivo

Llegamos al punto diferenciador, el que más nos ha gustado y por el cual la mayoría de usuarios elegirán este dispositivo. No estamos hablando del audio, que nos ha parecido correcto para la gama en la que se encuentra, sino de la batería. Contamos con una célula de 4100 mAh, lo que con pantalla HD y el procesador que tenemos, se resume en una de las mejores autonomías que podemos encontrar en la gama media.

20161103_125822

Podrás jugar, ver vídeos, llamar y utilizar el GPS sin miedo a quedarte sin batería a mitad del día. Con un uso muy intensivo podemos llegar perfectamente al día de autonomía, consiguiendo ponerlo a cargar con un 20%. Pero si nuestro uso es normal, perfectamente podremos alcanzar los dos días de autonomía, llegando un poco ajustado al segundo día, pero siendo posible. Este dispositivo será perfecto para todo aquel que trabaje fuera de casa y necesite una gran autonomía.

Conclusiones

Estamos frente a un smartphone de gama media que podemos encontrar por debajo de los 200 euros y que nos dará una buena experiencia en casi todos los apartados. Podemos exigirle rendimiento y autonomía, dos cosas muy importantes para casi todos los usuarios. Cierto es que su apartado fotográfico deja bastante que desear, pero es algo para lo que tenemos otro dispositivo en la misma gama, con mejor calidad y más modos.

20161103_175628

En general es un dispositivo completo, que está muy enfocado a tener una gran autonomía, lo que gustará a muchos usuarios. Si tuviéramos que hablar de algo fundamental en el mercado y que este LG X Power no ha incluido, sin duda estaríamos hablando del sensor de huellas, aunque se puede justificar con su precio.