Ya está aquí el nuevo Qualcomm Snapdragon 845 más potente y eficiente que nunca

Si ayer os contábamos que Xiaomi había anunciado que el Mi7 tendrá en su interior el nuevo procesador de Qualcomm, hoy os podemos contar todas las novedades de este procesador. Sin duda será el chip estrella para 2018, contando con cabida en todos los gama alta que quieran tener el mejor rendimiento. Uno de los pocos que no lo incluirá será el Galaxy S9 en Europa, aunque la versión estadounidense sí que lo tendrá. Con este nuevo Qualcomm Snapdragon 845 podemos esperar lo de todos los años: más conectividad, más potencia y más eficiencia. 


La Revista de Pro Android – Número 9 (diciembre 2017)


Los procesadores móviles son importantes en la gama alta, pero cada vez le podemos dar menos importancia. Hace unos años era un componente crucial para el buen funcionamiento del terminal, pero ahora todos los chips de gama alta como el Exynos, Kirin o Snapdragon cuentan con una potencia bestial que pocas diferencias nos deja en el día a día. Aún así Qualcomm sigue mejorando su procesador todos los años, con más potencia y más eficiencia, siendo esta última la más interesante para poder contar con mejores autonomías.

El Snapdragon 845 es un 25% más potente y un 30% más eficiente

El nuevo Qualcomm Snapdragon 845 llega de nuevo con 8 núcleos, repartidos en dos tandas: una dedicada al rendimiento y otra a la eficiencia. Esto lo hemos visto en más procesadores de la compañía y no es nada nuevo, pero gracias a la optimización y trabajo con estos núcleos, el procesador gasta un 30% menos de energía que el SD 835. Esta cifra es una de las más importantes de toda la lista de cambios, aunque también tenemos otras como la llegada de más potencia y velocidad de conexión.

La nueva Adreno 630 será la encargada de ejecutar todo lo que tenga que ver con los gráficos del dispositivo, y según Qualcomm es toda una bestia. Nos permitirá grabar vídeo HDR 4K hasta 60 fps y vídeo en cámara lenta hasta 480 fps en resolución HD. También mejora en aspectos como la realidad aumentada y la realidad virtual, dos puntos clave para 2018.

El procesador es un 25% más potente, algo que en el día a día no notaremos, pero que es importante a la hora de gestionar contenido en alta resolución o jugar a entregas demasiado potentes. Mientras que 4 de sus núcleos son capaces de llegar a los 1,8 GHz, los otros 4 llegan hasta los 2,8 Ghz para realizar tareas mucho más potentes. 

Por último, vemos una mejora considerable en lo que a conectividad se refiere. En este Snapdragon 845 tenemos todas las tecnologías disponibles, pero además se incluye un nuevo módem LTE X20 capaz de llegar hasta los 1,2 Gbps. Actualmente nuestras conexiones no nos permiten llegar a estas velocidades, pero Qualcomm asegura que esta mejora es notable en las conexiones actuales.

Sin duda estamos ante una bestia hecha procesador, que será el encargado de mover los teléfonos de gama alta que veamos en 2018. Por el momento podemos predecir que el Samsung Galaxy S9, LG G7, Xiaomi Mi7 y la nueva apuesta de Sony contarán con él, aunque seguro que serán muchos más.


Wrapped 2017: el resumen anual de Spotify que te dice cuánta música has escuchado


 

Quelian Sanz

Redactor en Pro Android | Apasionado de ese Androide verde que tanto esconde. Se comenta que tecleo sobre actualidad. Me gusta probarlo todo en este mundo de la tecnología. Los gusanos se comen a las manzanas. Enamorado de lo que una gran mayoría llama ruido. Twitter

07/12/2017 10:30