Moto Z

El jack de 3.5mm tenía los días contados. Allá por el comienzo del 2015 ya aparecían los rumores del USB Type-C y su consiguiente colaboración a la eliminación de este jack, el cual nos ha acompañado durante toda nuestra evolución en Android. La semana pasada en la presentación del Moto Z, anunciaron que definitivamente este smartphone carecería de jack de 3.5mm, y no es la primera marca que ya lo elimina.


Moto Z Force, un nuevo concepto de smartphone


Más allá de misticismos y sentimientos hacia este conector, la realidad es que este cambio plantea un gran problema que afecta directamente a los usuarios. Esta nueva implementación del sonido requiere un cambio de accesorios que aumentaría el precio de cualquier nuevo auricular que comprásemos.

La demodulación del sonido será tarea del propio auricular

A grandes rasgos, y para que lo entendamos, el sonido y la música que pasa a través del smartphones hacia nuestros auriculares es una conversión digital que consta de 0’s y 1’s, de manera que para escuchar estas tramas necesitamos un conversor digital-analógico que se encargue de traducir estos datos. Hasta el momento, el DAC—conversor digital-analógico— se encontraba directamente en el interior de nuestro smartphone, así nuestros auriculares sólo se encargaban de llevar la señal traducida hasta los altavoces mismos.

USB DAC

El problema que conlleva la implementación del sonido a través del USB Type-C es que este DAC del que hablamos pasaría a una mejor vida y desaparecería, de manera que todos los auriculares tendrían que poseer un conversor para traducir el sonido que viene digitalmente desde el smartphone. Este cambio de componentes en los auriculares provocaría un aumento de precio por el cual comenzaría la búsqueda del mejor auricular relación calidad/precio y pasaríamos a tener que, obligatoriamente gastarnos un dinero en estos auriculares.

Una pequeña ventaja de este cambio sería que absolutamente todos los smartphones tendrían el mismo resultado de sonido, ya que en este caso la tarea de traducir y amplificar el sonido involucraría únicamente al auricular. Es decir, en el caso de que nos gastemos un dinero considerable en un auricular, tendremos la seguridad plena de que disfrutaremos de una calidad de sonido excelente.

Finalmente, Motorola dando la cara ante este problema, ha incluido un DAC USB en la caja de su Moto Z de manera que este dispositivo tendría una entrada USB Type-C y una salidad jack de 3.5 mm, permitiendo así utilizar un auricular común. ¿Es esta la solución?


Motorola Moto Z VS LG G5: comparativa de la gama alta modular


Vía | XDA