El Samsung Galaxy S10 mejora el lector de huellas con la nueva actualización

Samsung presentó hace poco más de un mes su gama Galaxy S10 y pudimos estar allí para comprobar de primera mano el funcionamiento de los nuevos terminales. Nuevo diseño, procesador más potente, cámaras impresionantes… El Samsung Galaxy S10 se ha convertido en uno de los terminales más populares del año gracias a la gran cantidad de novedades que incluye, sin embargo, el nuevo gama alta surcoreano tiene un punto débil: el sensor de huellas en pantalla. 

Por eso, el gigante asiático ha decidido lanzar una actualización centrada en la mejora del lector de huellas ultrasónico. El objetivo de este lanzamiento reside en crear un sensor mucho más rápido que no necesite varios segundos para pensar si es o no la huella dactilar correcta. Sin duda, la mejor forma para mejorar la experiencia de unos usuarios que veían como el punto débil del Samsung Galaxy S10 se hacía cada vez más grande.

Samsung actualiza el Galaxy S10 para mejorar el sensor ultrasónico

Desde el principio, la mayoría de expertos estaban de acuerdo en que la tecnología ultrasónica aún no estaba lista para integrarse en los móviles. Los sensores ultrasónicos se muestran como una alternativa de futuro que aún está pasando por sus primeras fases, y el mejor ejemplo para confirmar esta teoría es el Samsung Galaxy S10. Muchos han sido los usuarios que han reportado quejas sobre la lentitud de un sensor que suele necesitar demasiado tiempo para reconocer las huellas. Por eso, desde la compañía surcoreana han decidido lanzar una pequeña actualización para solucionar estos problemas.

Samsung ha decidido liberar una actualización dedicada expresamente a mejorar el funcionamiento del sensor de huellas en pantalla. Una versión de solo 6,8 MB con la que la compañía surcoreana quiere acallar las críticas generadas entre los usuarios y que ya ha podido verse en algunos países europeos como Alemania o Polonia. Lo más normal es que esta actualización se vaya extendiendo a nivel internacional con la finalidad de solucionar un problema que se ha convertido en el talón de Aquiles del Galaxy S10.

A los hechos nos remitimos. Samsung ha cambiado por completo su política de actualizaciones. Hace unos años era muy complicado ver nuevas versiones en las que se mejoraran los pequeños errores de los dispositivos. Ahora, todo se ha vuelto mucho más rápido en este aspecto, una nueva estrategia con la que el gigante asiático quiere ganar una mayor confianza entre sus usuarios.

Fuente | XDA

Gonzalo Mendo

Redactor en Pro Android | Periodista. Amante de la tecnología con cierto gusto por el pequeño Androide verde. Me gusta escribir de todo lo relacionado con tecnología, cultura y curiosidades. Gran aficionado al deporte.

12/04/2019 13:33