Primeras impresiones del Samsung Galaxy S8

Ayer fue uno de los días más importantes y a la vez más complicados para nosotros. Se presentó el Galaxy S8 y S8 +, dos dispositivos que llegan para triunfar en la gama alta. Ya os hemos contado muchas cosas sobre ellos, como los cambios en el diseño, los hemos comparado con el iPhone 7 Plus, os hemos dicho cómo comprarlos y muchas más cosas, pero hasta este momento no contáis con nuestra opinión sobre el uso de este dispositivo en los pocos minutos que lo hemos tenido en la mano. Hoy, toca hablar de nuestras primeras impresiones del Samsung Galaxy S8. 


¿Debe preocuparte la batería del Samsung Galaxy S8?


En el MWC de Barcelona, pudimos probar dispositivos como el LG G6, Huawei P10 o el HTC U Ultra. De todos ellos os dejamos con nuestras primeras impresiones, y ahora que hemos podido, os dejamos con las primeras impresiones del Samsung Galaxy S8. Ya os adelantamos de que se trata de un smartphone muy bien fabricado, que se coloca como uno de los mejores, pero con algunos detalles que no nos acaban de encajar.

Las primeras impresiones del Samsung Galaxy S8 generan dudas

photo5971861690049996789

Cuando coges el nuevo Samsung Galaxy S8, te das cuenta de que tienes en la mano un dispositivo de gama alta. Puedes ver rápidamente todo el trabajo de Samsung, tanto en el diseño, como en la pantalla. Te esperas que sea un dispositivo muy grande, pero realmente no llega a ser tan grande. Para la pantalla tan grande que tiene, es un dispositivo compacto, aunque para las personas amantes de las 5 pulgadas, seguirá siendo un terminal más grande de lo normal.

A la mano sienta muy bien, y es que las curvas de la parte trasera nos dejan con un dispositivo realmente ergonómico. Probando el nuevo botón home, nos hemos podido dar cuenta de que simula algo muy parecido a lo que hace Apple con el iPhone 7. No es exactamente igual, pero obtenemos una respuesta cuando lo pulsamos. Es algo a lo que habrá que acostumbrarse.

photo5971861690049996788

Donde tenemos que hablar mal de este dispositivo, es en la posición del sensor de huellas. No sabemos muy bien qué ha pensado Samsung, pero la situación del sensor es realmente mala. Cuesta mucho encontrarlo, y cuando lo haces, tienes que mover el dispositivo para hacerlo. Ni mucho menos está en una posición natural. Esto en el Galaxy S8, ya que si pasamos al Galaxy S8 +, la cosa empeora notablemente. Pero de lo que sí nos hemos dado cuenta en estas primeras impresiones del Samsung Galaxy S8, es que el escáner de iris funciona muy bien. Esto es una ventaja, ya que contamos con un sistema de seguridad muy avanzado, y que no está tan escondido como el sensor de huellas.

photo5971861690049996790

Otra cosa de la que nos hemos dado cuenta en las primeras impresiones del Samsung Galaxy S8, es que su pantalla cuenta con unas curvas pronunciadas, por lo que los amantes de las pantallas planas deben plantearse otras opciones. Aún así, estamos ante un panel que se realmente bien y que aprovecha perfectamente el frontal. Eso sí, en las primeras impresiones del Samsung Galaxy S8 nos hemos dado cuenta de que no es un dispositivo para todo el mundo.


Samsung Galaxy S8+ contra Xiaomi Mi Mix, el duelo sin marcos