portadatag

Aunque muchos relojes inteligentes como el Moto 360 o el LG Watch Urbane eran dispositivos que mostraban una calidad y diseño excepcionales, las empresas destinadas a fabricar relojes de lujo no veían su mercado amenazado. Todo cambió cuando Apple presentó su propio reloj, que permitía la posibilidad pagar miles de dólares por determinadas variantes de su modelo, lo que alertó por fin a las marcas de lujo sobre esta futura amenaza. La primera en reaccionar fue la empresa suiza Tag Heuer, que anunció ya hace tiempo que lanzaría su propio smartwatch este año, y ahora el momento ha llegado.

El lujo llega a Android Wear

Una de las principales ventajas de Android es la libertad que permite adaptarse a casi cualquier hardware, lo que ayudó a su rápida expansión en el mercado de smartphones y tablets, y ahora le toca el turno a los smartwatchs. Tag Heuer ha sido la primera empresa de las tradicionales suizas en dar este paso, pero estamos seguros que muchas se le unirán tarde o temprano, pues la tecnología avanza a un paso imparable en todos los sectores que toca.

El Tag Heuer Connected destaca, como era de esperar, por la calidad de sus materiales y su diseño. Está fabricado en titanio y el cristal que cubre la pantalla es de zafiro, basando su apariencia en el conocido Tag Heuer Carrera Calibre. Sobresale el botón derecho con el logotipo propio de la marca, lo que le aporta este toque de exclusividad que algunos buscarán.

Lo que más llama la atención de sus especificaciones técnicas es su procesador, pues a diferencia de la mayoría de relojes inteligentes, Tag Heur ha apostado por una colaboración con Intel, por lo que incluye en su interior un procesador de doble núcleo de la empresa americana a 1’6 GHz. Dispone de una pantalla LCD con resolución 360 x 360 píxeles, resistencia al agua y polvo IP67, una batería de 410 mAh y 4 GB de memoria interna. También incorpora un micrófono para las ordenes por voz y una serie de aplicaciones propias. Un detalle curioso es que carece de sensor de ritmo cardíaco, aunque esto parece más una decisión de la marca que una limitación técnica.

tagheuer2

El diámetro del Tag Heuer Connected es de 46 milímetros, su grosor de 12’6 milímetros y tiene un peso de 52 gramos.. Estará disponible en los colores verde, amarillo, rojo, negro, blanco, azul y marrón a partir del próximo día 12 de este mismo mes. El precio, como era previsible, no va ser precisamente asequible, tendrá un coste aproximado de 1500 dólares.

Fuente | TagHeuer