Google Maps

Antes de la aparición de los smartphones se utilizaban los mapas a papel, que aún se encuentran a la venta en muchos establecimientos y gasolineras, pero tras la aparición de los terminales inteligentes se han quedado en una opción secundaria junto a los GPS para coche. Estos mapas aún se utilizaban por la imposibilidad de utilizar Google Maps sin datos, pero ahora aparece por parte de Google Maps la posibilidad de descargar una zona.

Google Maps, añadir zona sin conexión.

Si bien es cierto que podrás utilizar los mapas de Google sin conexión para poder ahorrar datos en tu teléfono inteligente, o para trabajar sin cobertura, pero para ello es necesario primero haber descargado la zona que quieres tener disponible sin conexión.

Para ello debemos añadir una zona sin conexión, que dispone de unos pasos muy sencillos para descargar dicha zona en nuestro smartphone y utilizarla siempre que queramos sin necesidad de conexión a internet.

En primer lugar debemos abrir la aplicación de Google Maps y dirigirnos a la parte izquierda de la aplicación, pulsando sobre las tres barras horizontales para que aparezca el menú desplegable.

Screenshot (20-11-2015 9_05_24)

A continuación, veremos como se ha desplegado dicho menú, en el podremos observar distintas opciones que podemos hacer con la aplicación, centrándonos en Zonas sin Conexión, que será donde pulsaremos.

Tras esto, nos aparecerán las zonas sin conexión que ya disponemos, pudiendo añadir otra pulsando al botón “+” ubicado en la parte inferior derecha de la aplicación.

Finalmente se abrirán los mapas con la zona donde te ubicas, pudiendo modificar de forma sencilla el lugar donde quieres llegar y la parte del mapa que quieres descargar. Hemos de advertir que estos mapas ocupan memoria en nuestro terminal por lo que si andamos justos de espacio en el mismo será complicado descargar zonas del mapa muy amplias dado que pueden llegar a ocupar bastante.

¿Qué os parece la nueva opción de Google Maps?