Análisis del Meizu M5C, el terminal más colorido de la marca

Después de analizar el Meizu MX6 y el Meizu M5 Note, hoy es el momento de poner a prueba el nuevo terminal de la compañía, con el análisis del Meizu M5C, un modelo básico que se encuentra en una gran variedad de colores.

Este dispositivo no pretende conquistar a todos los usuarios, pues el Meizu M5C cuenta con unas especificaciones ajustadas, muy acorde con su rango de precio. De esta forma, Meizu dispone de terminales orientados a todas las gamas, para que cualquier tipo de usuario pueda estar satisfecho con uno de sus terminales.

Un diseño adecuado, pero continuista

Si alguno habéis tenido oportunidad de tener un dispositivo Meizu en la mano, el Meizu M5C no debería sorprenderos, pues tiene un diseño prácticamente calcado al que hemos ido viendo en sus anteriores dispositivos, con una estética bastante atractiva, y un único botón en el frontal del dispositivo, desde donde controlaremos toda la navegación del terminal.

Trasea Meizu M5C

El Meizu M5C está construido en su totalidad en plástico, con un tacto gomoso, lo que deja una buena sensación en la mano y evita que se nos pueda resbalar con facilidad. Como defecto de este material, al menos en la unidad negra, las huellas se ven con bastante facilidad y no son tan fáciles de limpiar como en los terminales de cristal. El Meizu M5C está disponible en negro, dorado, rosa, rojo y azul.

En la parte frontal destaca su pantalla de 5 pulgadas en resolución HD (1280×720 píxeles). Los marcos frontales no destacan ni por ser excesivamente grandes ni por ser tan ajustados como en algunos terminales que encontramos en el mercado a día de hoy. En la parte superior del frontal, encontramos su cámara frontal de 5 megapíxeles.

En el lateral derecho encontramos toda la botonera, en una excelente posición, pues es fácil alcanzar todas las teclas. En el lado izquierdo está la bandeja para la tarjeta SIM y la tarjeta MicroSD de hasta 128 GB, que nos vendrá bien para acompañar a los 16 GB de memoria interna. Es importante destacar que el Meizu M5C es compatible con redes 4G, algo a lo que no estamos muy acostumbrados en terminales tan económicos.

Por último, en la parte trasera destaca la cámara de 8 megapíxeles acompañada por un flash LED de doble tono junto a la serigrafía de Meizu. En el marco superior solo encontramos el Jack de 3.5 milímetros para los auriculares y en el marco inferior, micrófono, puerto de carga MicroUSB y altavoz.

Análisis de su pantalla

La pantalla del Meizu M5C es de 5 pulgadas en resolución HD y formato 16:9. Es un tamaño y una resolución que hemos visto en muchos móviles previamente, y que da como resultado un nivel de detalle moderado. Nos gustaría que fuese resolución FullHD para obtener un nivel de detalle perfecto, pero evidentemente estaríamos encareciendo el precio del dispositivo.

Pantalla Meizu M5C

El panel tiene tecnología IPS, y consigue una fidelidad de los colores bastante buena, aunque los blancos tienden un poco hacia el azul. Lo que más nos ha gustado de esta pantalla son los niveles de brillo, pues podremos utilizarlo en situaciones con mucha luz, incluso bajo luz solar directa.

Un rendimiento justo, pero adecuado a su nicho de mercado

El Meizu M5C cuenta con un procesador de cuatro núcleos a 1.3 GHz firmado por MediaTek, en concreto el MT6737 de 64 bits, que junto a los 2 GB de memoria RAM, es el encargado de mover todas aquellas aplicaciones y juegos que le exijamos al Meizu M5C. Características suficientes como para movernos bien por el sistema y para jugar a juegos casuales, aunque para los juegos más potentes deberemos configurar los gráficos a calidad baja o media para tener un framerate correcto.

En cuanto al almacenamiento del dispositivo, será muy recomendado tener una microSD en la que guardar las fotografías, vídeos o música, para así reservar la memoria interna para las aplicaciones o juegos que queramos instalar.

Una cámara básica, sacar y disparar

Como hemos comentado anteriormente, la cámara principal del Meizu M5C es de 8 megapíxeles, acompañada por un doble flash LED de doble tonalidad, mientras que la frontal es de 5 megapíxeles. Durante el uso del Meizu M5C hemos podido comprobar que su cámara es muy justa, los 8 megapíxeles nos dejan con un detalle en las tomas correcto pero sin alardes. Para fotografías con contraluz, tendremos que utilizar el modo HDR, lo que permite ampliar el rango dinámico de la cámara.

Foto Meizu M5C

Como en todos los móviles de esta gama, es en las situaciones de baja luminosidad donde podemos comprobar que sus sensores no tienen la calidad de móviles de gamas superiores. De noche tiene un nivel de detalle bajo. La aplicación de cámara tiene un modo “PRO” que permite modificar la sensibilidad ISO, la saturación, la exposición, balance de blancos y el contraste. En modo vídeo, podremos grabar hasta en 720p.

En cuanto a la cámara frontal, si estamos en una situación con mucha luz, su resolución de 5 megapíxeles saca pecho y realiza fotografías con un buen nivel de detalle y buenos colores. Al igual que con la cámara trasera, en cuanto falta un poco de luz, el ruido empieza a aparecer en la fotografía.

Autonomía del Meizu M5C, su punto fuerte

Con una batería de 3000 mAh, esperábamos una autonomía del Meizu M5C normal, en la media, pero la realidad es que nos ha sorprendido. No sabemos si es por su pantalla de tamaño contenido en resolución HD, por su procesador de baja potencia o por una combinación de ambas partes, pero la autonomía del Meizu M5C es realmente buena, sobretodo teniendo en cuenta el amperaje de la batería.

Batería Meizu M5C

Durante un día completo de uso intensivo, solo usando redes móviles, he superado las 4 horas de pantalla, un muy buen resultado teniendo en cuenta que las redes móviles consumen más que el WiFi. El único defecto que le encontramos a la batería del Meizu M5C es que tarda bastante en cargarse. A pesar de contar con un cargador de 1.5 amperios, veremos que el terminal es bastante lento en llegar al 100% de batería, pero todo es acostumbrarse y si a cambio nos ofrece una autonomía tan buena, el trueque es justo. Con un cargador de 2 amperios carga a mayor velocidad, pero siempre es recomendable usar únicamente el cargador oficial.

Nuestra opinión del Meizu M5C

Diseño Meizu M5C

Tras este tiempo probando del Meizu M5C hemos llegado a la conclusión de que a pesar de ser un terminal de gama baja, es bastante completo. Si quieres un móvil que haga fotografías excelentes y tenga 6 GB de RAM, directamente no lo vas a encontrar en este rango de precio. Pero si lo que buscas es un precio económico, buena autonomía y un diseño elegante, el Meizu M5C es una gran opción en este rango de precio de poco más de 100 euros. Si decides conseguir el Meizu M5c puedes hacerlo desde la página oficial de Meizu España, con garantía local.


Consigue el Meizu M5c desde la página oficial


Juanjo Segura

Redactor en ProAndroid.com | Futuro Ingeniero Eléctrico, apasionado por el mundo Android y por la natación. Siempre dispuesto a ayudar a cualquiera con problemas y/o dudas sobre smartphones. Me gusta cacharrear con cualquier aparato electrónico.

22/08/2017 18:00